The Revenant supone la consagración de cuatro hombres que han rozado lo magistral y una pieza de colección para disfrutar de cómo se debe realizar cine.