Un drama de época con un altísimo nivel actoral. Pero las debilidades de Taboo dejan en entredicho el éxito de su segunda temporada, ya confirmada.