Con ironía, Netflix ha anunciado el estreno de la quinta temporada de House of Cards, el mismo día de la investidura de Trump como presidente de los EEUU.